Intento de poética (Prohibido silbar)

Seré remilgado, pero tengo que disculparme por no darle más importancia a lo que voy a escribir en unos segundos, y es que la época de exámenes me deja sin tiempo. Este pseudoartículo, intento de poética, va dirigido a la inmensa mayoría, inmensa como un himen y por tanto como el mar, también a Agustín Romero Barroso, un poeta "libre". ¿Qué es la Poesía? ¿Qué es poesía? ¿Quién es poeta? Para Pedro Jesús Moriche Hermoso, creador del contrapoetismo poético, la verdadera esencia estaría en la otra cara de la poesía, poetizar contra lo ya poetizado, y no por considerarlo impropio, habla de olvidar la métrica y la rima, y sin embargo le da gran importancia a la estética, eso sí, de la imagen cotidiana. Hermoso lanzó este movimiento hace ya algunos años, así que no lo critiquen, él mismo me ha confesado que tuvo grandes errores. En oposición al Contrapoeta tenemos a David Leo García, poeta que tiene cierta obsesión por la métrica, y que piensa que lo importante es la forma ( me gustaría poder desarrollar más esto,pero el tiempo, ya saben, no me deja, así que lean su libro "Urbi et Orbi"). Bien, para mí la poesía es una mezcla de contrapoesía y poesía, métrica y libertad, sin dar más importancia a la forma que al contenido, vamos que soy un aritóteles.

Aquí dejo un poema, por si saben leer:


Caía el cielo en pétalos translúcidos
como un cristal marchito,
un pez probaba otro punto de vista
y terminaba muerto.

Este árbol que no está,
estas raíces ya decapitadas
que mantienen el ciclo de la vida
entregándose al suelo,
fueron un refugio para el amor
de hormigas y corteza.

Y yo, cielo roto en mí, penitente
con el estómago descalzo y sangre,
cicatriz sola
de tubo fluorescente,
desaparezco, me disipo, adiós.

(Nos vemos más allá
de las palabras)


De "Lo que cuentan mis hermanas"(Inédito) FJNL