8.11.2007

Con mi ropa

Hace unos día fui de compras. Me probé una camiseta y decubrí que no era de la misma talla que mi cuerpo. La compré. Ahora espero que tú te la pruebes, intuir tus ingles marinas bajo ella.

4 comentarios:

UnaExcusa dijo...

Qué primaverales que estamos en pleno agosto...

Francisco José Najarro Lanchazo dijo...

Jejeje, es lo que tiene la edad...

Arwen dijo...

La edad y las ganas, y el amor, y la pasión, y el calor, y el verano, y las vacaciones, y el sueño, y el cerebro, y el corazón, y el cuerpo....No veas...

Ann dijo...

Verte dormido, mirarte con ternura, buscar qué ponerme y verla ahí, en el respaldo de la silla. La agarro y me la pongo, enorme, como dos yo.
Pero sos vos, me siento dentro tuyo. Te huelo en ella, te siento en ella.
Hay algo revelador en usar tu camiseta...