Porciones

Cuando le pregunto a mi novia cuánto me quiere, me responde que todo, algo que a la mayoría de los enamorados les haría muy felices, pero a mí me da miedo pensar que el amor es finito, imaginar nuestros nombres en un árbol, sobre un corazón con forma de quesito y porcentajes. La culpa es mía por preguntar. Yo también la quiero todo.